Así se titula el último informe publicado por Intermon Oxfam con motivo de la Cumbre de Davos. Los datos sobre el incremento de la desigualdad son demoledores y demuestran, en el caso del Estado español, que la recuperación económica es cosa de unos pocos.

  • Entre 2007 y 2016 la participación en la renta nacional del 10% más pobre de la población disminuyó un 17% y la del 10% más rico aumentó un 5%.
  • El 10% más rico de la población concentra el 53,8% de toda la riqueza, más que el 90% restante.
  • El 40% de toda la riqueza creada en 2016 y 2017 fue a manos del 1% más rico, mientras el 50% más pobre sólo se repartió el 7% de esa riqueza.
  • Más de 10 millones de personas, el 22,3% de la población, vive por debajo del umbral de la pobreza. Un 28% está en riesgo de caer en la pobreza.
  • De 2013 a 2016, 29 de cada 100 euros procedentes del crecimiento económico han ido a parar al 10% de los más ricos, mientras que sólo 8 de cada 100 euros ha ido al 10% más pobre.
  • Desde el primer trimestre de 2012 la productividad por hora trabajada ha aumentado 10 veces más que el salario por hora trabajada, en el mismo período el coste salarial apenas subía un 0,6%. Las mejoras de la productividad han beneficiado a las rentas de capital: los beneficios empresariales han crecido más del 200,7%, mientras la masa salarial permanece estancada desde 2008. Los salarios no han recuperado los niveles de 2009 mientras que los beneficios empresariales lo hicieron hace ya dos años.

No es casualidad que 8 de cada 10 personas en el Estado español considere que las leyes e instituciones están diseñadas para favorecer a los ricos. Con la recesión la desigualdad aumentó notablemente, con la recuperación esa brecha social se ha ampliado aún más. Una muestra más de la bancarrota absoluta del sistema capitalista.


REVISTA MARXISMO HOY

cabecera MH 01

Teoria Marxista

enlaceClasicos