A principios del mes de julio, tuvo lugar en Gijón una nueva edición de la Semana Negra. Este es uno de los acontecimientos festivos y culturales más importantes que tienen lugar en Asturias a lo largo del año.A principios del mes de julio, tuvo lugar en Gijón una nueva edición de la Semana Negra. Este es uno de los acontecimientos festivos y culturales más importantes que tienen lugar en Asturias a lo largo del año. Según estimaciones de los organizadores, la afluencia de público ronda el millón de personas durante los diez días que dura.

Por primera vez, desde el Sindicato de Estudiantes tuvimos la oportunidad de poner un bar en la misma, con excelentes resultados. Por un lado, ha sido una oportunidad para conseguir recursos importantes de cara a financiar la organización, y por otro, el bar nos ha permitido entrar en contacto con algunos jóvenes que se interesaron por el Sindicato, así como por toda una serie de cuestiones políticas y con los que tuvimos ocasión de debatir de un montón de temas.

Este era otro de los aspectos que nos interesaba potenciar, pues sabemos que hay muchos jóvenes con inquietudes políticas y sociales. No es por casualidad que el nuestro fuera el único bar con referencias políticas, tanto a cuestiones internacionales, como por ejemplo el rechazo a la ocupación imperialista de Iraq, como de los conflictos laborales existentes en Asturias (la huelga de los trabajadores de Coto Minero Narcea). De hecho, mucha gente nos felicitó por esto, otros nos pedían carteles para llevarse, etc.

Además hemos querido que el bar tuviera un carácter popular, tanto por los precios de las consumiciones como por el tipo de música que podía escucharse en el mismo, alejado de los éxitos de los triunfitos y de las terroríficas canciones del verano de turno. También montamos un escenario y organizamos varios conciertos de rock, con grupos locales que habitualmente no tienen demasiadas opciones para tocar y que fueron muy bien acogidos.

Creemos que ha sido la combinación de todo esto lo que nos ha permitido competir con éxito con los grandes hosteleros y hacernos un hueco digno en la Semana Negra. Por supuesto, nada de esto habría sido posible sin el trabajo entusiasta de todos los compañeros y simpatizantes, que de forma totalmente desinteresada han dedicado muchas horas de trabajo a sacar adelante el bar durante estos diez días. Un esfuerzo que, a la vista de los resultados, ha merecido la pena, y que nos anima a repetir la experiencia el próximo año, esperando mejorar los resultados en la medida de lo posible.

Beatriz García

SE Asturias


banner

banner

banneringles

banneringles

banneringles

bannersindicalistas

bannersindicalistas