Elecciones europeas. Avance contundente de la extrema derecha y debacle de la izquierda del sistema
A 80 años del Desembarco de Normandía. El mito de la derrota del nazismo por las fuerzas angloamericanas
Sumar hace aguas, pero Yolanda Díaz se queda en el Gobierno ¡Faltaría más!
El genocidio sionista en Gaza y la cuestión nacional palestina
¿Reconocimiento del Estado palestino? Un nuevo brindis al sol del Gobierno PSOE-Sumar
Guerras imperialistas, genocidio y totalitarismo. ¡Es el momento de unirte a los comunistas revolucionarios!
V. I. Lenin (1924-2024). Retrato de un revolucionario
Centenario de Lenin. Los artículos, tesis, manifiestos y trabajos teóricos del líder bolchevique en 1917
Más de 300 personas en la inauguración del Espacio Rosa Luxemburgo
Documento de perspectivas mundiales aprobado en el III congreso de Izquierda Revolucionaria Internacional
Lucha con los comunistas revolucionarios ¡Organízate en Izquierda Revolucionaria!

banner

banner

210406 13
210406 13


 ¡Basta de impunidad para los violadores y los ricos! Toda nuestra solidaridad con la víctima

Concentración viernes 3 de febrero a las 18h en Plaça Sant Jaume

El pasado 21 de enero fue detenido el exjugador del Barça Dani Alves tras la violación de una chica de 23 años en la discoteca Sutton. Las evidentes y descaradas contradicciones de Alves en su desesperado intento de demostrar su inocencia durante el interrogatorio, las grabaciones de la discoteca, las declaraciones de numerosos testigos y la atención a la víctima realizada por la Unidad Central de Agresiones Sexuales (UCAS), ha obligado a la justicia a meter a Dani Alves en prisión preventiva sin fianza.

Sin embargo, ya está activa toda la maquinaria mediática y judicial de este sistema para liberar a Alves y asegurar su impunidad. Por eso desde Libres y Combativas decimos: ¡ninguna confianza en esta justicia machista y patriarcal! ¡No podemos bajar la guardia!

El sistema al rescate de un rico de extrema derecha

En los últimos días estamos asistiendo a un espectáculo bochornoso en los medios de comunicación. Titulares y vídeos en la prensa destacando que la madre de Dani Alves está “destrozada” y que confía en su inocencia; dando una audiencia de masas a las declaraciones de su hermano en las que afirma que la víctima es el propio Dani Alves y que ha caído en una “trampa demonicodiabólica”. Las declaraciones de su abogado, el ultraderechista Cristóbal Martel –quien también ha defendido a corruptos del PP y a los Pujol– diciendo que el movimiento feminista es “el nuevo gestor de la moral social” y que está “adquiriendo en el sistema penal una voz más allá de lo razonable”, lo dicen todo.

Alves, además de un violador, es un reaccionario seguidor de Bolsonaro, que en las últimas elecciones pidió el voto para este fascista afirmando que “Brasil por encima de todos y Dios por encima de todo”.

Sus declaraciones dando a entender que como tiene dinero no tiene necesidad de violar, no solo supone una horrorosa justificación de las agresiones sexuales, sino que muestra el clasismo despreciable con el que actúan los ricos, que someten a las mujeres o a las personas que trabajan “para ellos” con naturalidad y sin ningún tipo de consecuencia.

Esto pasa cada noche

Ahora, además, tenemos que sufrir una campaña propagandística de las patronales del ocio nocturno que, para lavarse la cara, han pedido personarse en la causa contra Dani Alves.

Lo que sucedió en Sutton pasa todas las noches en todas las discotecas fruto de la mercantilización que el capitalismo hace de los cuerpos de las mujeres. Los millones que estas macrodiscotecas amasan está muy relacionado con vendernos como si fuéramos un producto más en los bares y locales: entrada gratis para alentar la presencia de hombres y el consumo de alcohol, copas gratis a cambio de ser “simpáticas” con los VIP y un largo etcétera que todas conocemos.

Según el último protocolo disponible de la Generalitat sobre violencias sexuales en entornos de ocio de 2019, el 20,9% de agresiones se produce en este tipo de espacios. El caso Dani Alves se ha hecho más visible porque implica a un futbolista de élite, pero es la realidad para millones de chicas y mujeres que salimos a disfrutar, bailar o pasar un rato con nuestras amigas por la noche.

La justicia patriarcal no funciona. ¡La lucha es el único camino!

No han faltado voces desde la izquierda reformista que ponen de ejemplo el caso Alves para defender que, con algunos retoques legislativos, “la justicia funciona”. Pero sólo hay que ver todos los mecanismos que se están poniendo en marcha para que este violador quede en libertad provisional para darse cuenta de que esta judicatura clasista solo protege a nuestros agresores.

La víctima de Alves ha tenido que renunciar a la indemnización económica (¡que le corresponde por derecho!) para que se la crea. Los jueces y juezas franquistas nos declaran la guerra día tras día con sentencias de vergüenza. En Barcelona, las denuncias de agresiones sexuales han aumentado un 31% respecto a 2019. No lo podemos permitir.

Libres y Combativas llamamos a una concentración este viernes 3 de febrero a las 18h en Plaça Sant Jaume para enviar un mensaje muy claro: queremos justicia para todas las víctimas y el fin de la violencia contra nosotras. Este jueves salimos a las calles para mostrar nuestra solidaridad con la compañera agredida y exigir un castigo ejemplar para Dani Alves. ¡Hermana, aquí está tu manada!


banneringles

banner

banner

banner

banneringles

banneringles

bannersindicalistas

bannersindicalistas