Primera derrota de Milei. La “ley Ómnibus” retirada, pero los ataques continúan
La impostura de PSOE y Sumar ante el genocidio sionista
Más de 300 personas en la inauguración del Espacio Rosa Luxemburgo
V. I. Lenin (1924-2024). Retrato de un revolucionario
Genocidio en Gaza: el pueblo palestino solo puede contar con la solidaridad internacionalista
Centenario de Lenin. Los artículos, tesis, manifiestos y trabajos teóricos del líder bolchevique en 1917
Guerra en Ucrania. Washington se enfrenta a una derrota sin precedentes
Documento de perspectivas mundiales aprobado en el III congreso de Izquierda Revolucionaria Internacional
¿Por qué Izquierda Revolucionaria?
III Congreso de Izquierda Revolucionaria Internacional. Hoy más que nunca, ¡socialismo o barbarie!
210406 13
210406 13

banner


¡La solidaridad Internacionalista con el pueblo palestino inunda el mundo!

Galería de fotos

Decenas de miles de familias trabajadoras, de jóvenes, de muestras hermanas y hermanos árabes y palestinos hemos colapsado las calles del centro de Madrid para denunciar el genocidio del Estado sionista en Gaza, y la complicidad en el mismo del imperialismo norteamericano y europeo, incluida la del Gobierno de Pedro Sánchez.

En un ambiente de rabia y de lucha como hace mucho tiempo no se recordaba, miles de gargantas hemos cantado "Desde el río hasta el mar Palestina vivirá", "No es una guerra es un genocidio", "Israel asesina, Europa patrocina"...

El cortejo organizado por Izquierda Revolucionaria y el Sindicato de Estudiantes, que el jueves pasado convocó una huelga estudiantil masiva, ha sido enorme, combativo y ha contado con una gran presencia de jóvenes y mujeres palestinas y de la comunidad árabe.

La secretaria general del Sindicato de Estudiantes, Coral Latorre, y Víctor Taibo de Izquierda Revolucionaria han tomado la palabra para destacar el enorme éxito de la manifestación y denunciar la complicidad del Gobierno español encabezado por Pedro Sánchez con esta masacre. De nada vale decir que Israel tiene que respetar esa supuesta legalidad internacional, la legalidad de los imperialistas, mientras el Ejecutivo español sigue manteniendo relaciones económicas y comerciales, y abasteciendo de armas y munición a Netanyahu y su régimen sionista y fascista.

Ni la paz, ni el fin de la limpieza étnica, ni parar esta masacre en Gaza vendrán de la mano de la ONU o del derecho internacional que vigila y organiza Washington. Por eso, los llamamientos de Pedro Sánchez o Yolanda Díaz son parte del problema: confiar en que los verdugos pararán esta matanza a base de buenos consejos y resoluciones. Y eso no va a ocurrir.

Como han señalado nuestros compañeros en sus intervenciones, derrotar al sionismo solo es posible con la lucha  internacionalista y con un programa revolucionario. Hay que derrocar el régimen fascista de Netanyahu y para lograrlo la movilización unida de la clase obrera palestina, árabe, de Israel y de todo el mundo es clave. Las manifestaciones de Londres, de Beirut, de Yakarta, de Estambul, de Bilbo, Valencia o Madrid, señalan cual es el camino para fortalecer este movimiento: dotarlo de un contenido de clase, socialista, y dar un paso adelante impulsando paros y huelgas en los centros de trabajo. Por eso en el caso del Estado español hay que señalar la actitud de las burocracias de CCOO, que no han movido un dedo para llevar la solidaridad a las fábricas y empresas, y al secretario general de la UGT, Pepe Álvarez, que se reunió vergonzosamente con la embajadora de Israel mientras las bombas arrasaban los barrios de Gaza.

La fuerza de la solidaridad de clase internacionalista con el pueblo palestino y para frenar esta barbarie es enorme y tiene  raíces muy profundas, y con esto no habían contado ni en Washington, ni en Bruselas, ni en Tel Aviv.


banner

banner

banner

banneringles

banneringles

banneringles

bannersindicalistas

bannersindicalistas