¡Encarcelado por luchar!

En la mañana de hoy, miércoles 17 de Junio, el Tribunal Supremo ha ratificado la sentencia que condena al joven vallecano – Alfon - a cumplir cuatro años de prisión. Desde el Sindicato de Estudiantes queremos manifestar todo nuestro apoyo y solidaridad con Alfon, con su familia y sus compañeros. Alfon lleva más de dos años siendo víctima de un escandaloso caso de persecución política y un montaje policial digno de los peores años de la dictadura franquista.

El único delito que ha cometido Alfon es el de ser un joven consciente, un joven de izquierdas que lucha por cambiar las cosas. Igual que decenas de personas, él también fue detenido en la Huelga General del 14N en 2012. En su caso no salió a las pocas horas de los calabozos, sino que fue acusado de “portar un artefacto explosivo” y encarcelado durante 56 días en un régimen especial destinado para los criminales más peligrosos. Una acusación tan falsa que queda refutada por la propia actuación de los agentes que le detuvieron, que decidieron llevar la supuesta carga explosiva entre sus propias piernas en el asiento del copiloto del coche con el que se dirigieron a la comisaría a dejar el supuesto artefacto. ¿Alguien puede creer que si un policía piensa que ha incautado una bomba se la va a poner entre las piernas durante su viaje en coche a la comisaría más cercana? Esta y muchas otras son las inverosímiles “irregularidades” que han llevado finalmente a dictaminar la entrada en prisión de este joven. Alfon ha sido condenado a cuatro años de prisión sin que haya una sola prueba que sostenga la acusación policial.

El Partido Popular quiere hacer del encarcelamiento de Alfon un caso ejemplarizante. Quieren lanzar un mensaje cristalino: todo el que vaya a una manifestación, a una huelga o a impedir un desahucio puede acabar entre rejas víctima de un montaje surrealista. La situación que vive actualmente Alfon no puede describirse de ninguna otra forma que no sea explicando que se ha convertido en un preso político, en una víctima de un montaje que ha inventado todas las pruebas necesarias, ha roto todos los procesos y garantías jurídicas, para finalmente condenarle nada más y nada menos que a 4 años de prisión. Es un escándalo completo que tengamos que asistir a este tipo de sentencias completamente injustificadas, profundamente reaccionarias y que atentan contra los derechos democráticos más elementales cuando todos los días vemos cómo para los verdaderos criminales - los que roban dinero público, los que recortan los derechos de los trabajadores, los que desahucian - no sólo no hay ninguna sanción por sus crímenes sino que siguen viviendo a cuerpo de rey en total impunidad, como si nada ocurriese.

Desde el Sindicato de Estudiantes y El Militante reiteramos que toda esta campaña de represión no va a frenar la lucha de la juventud y los trabajadores por un presente y un futuro dignos. Exigimos la inmediata absolución de Alfon y llamamos a todos los jóvenes a continuar la movilización en las calles con toda la fuerza para desalojar de una vez del gobierno a quienes nos imponen la represión como respuesta a la defensa legítima de nuestros derechos. También animamos a todos los jóvenes y trabajadores a participar en la manifestación que el próximo sábado tendrá lugar en Madrid a las 20.30 en Sol para pedir la libertad del compañero Alfon.

¡Basta ya de reprimir a los que luchan!

¡Alfon libertad, detenido por luchar!


Teoria Marxista

enlaceClasicos